viernes, 23 de febrero de 2007

2010

Esperando.
Gritando y corriendo.
¿Qué será que las locuras de mi gracia motivan a la gente más sana?
Noches celestes de pena y delirio. ¿O Delito?

Clímax espeso y siniestro.
Angustia que llora celosa de la mano que me toca.
Con cinco de hermosura y mucho de locura,
atado a celos obesos de besos, yo te espero.

Abismo congelado,
que espera una luz, un abrazo.
Alegría tonta que ríe y aqueja. Agoniza y satiriza.
Látigo de amor que me roba la paz de tu muerte. ¿Mi muerte?